¿Cómo aporta valor a tu empresa el uso del Cloud?

Son las nuevas tecnologías las culpables de la preocupación y de la satisfacción de las empresas. Preocupa la manera excesiva y rápida en la que van desarrollándose. Y a la vez su implantación en las empresas genera una gran mejora en ellas, gracias a sus ventajas, como puede ser el uso del cloud.

El cloud o nube es una tecnología informática que permite el almacenamiento y acceso a archivos a través de la red a entornos virtuales, en lugar de necesitar dispositivos físicos. Es un modelo de infraestructura como servicio (IaaS) que se da a través de la nube.

Estos datos se almacenan en servidores a distancia gestionados por terceros. Es decir, no se necesita de la cercanía del servidor ni del movimiento de dispositivos físicos gracias a la virtualización del servicio que puedan resultar dañados, sustraídos, olvidados, o cualquier error en su movimiento. Es por eso, por lo que garantiza continuidad en cualquier actividad, pero es especialmente beneficioso para los negocios.

Con este tipo de soluciones no hay riesgo de parón de la actividad o de pérdida de aquellos trabajos en los que lleva meses trabajando para tus clientes. Se evitan los constantes quebraderos de cabeza por falta de espacio en ordenadores y discos duros que los ralentizan. Además, supone un punto a favor para el medio ambiente por la reducción de recursos físicos y la energía que suponen y necesitan las empresas.

Ventajas en el uso del Cloud Computing

  • Contratación por servicio. Es la época del as a service, es decir, que contratas lo que decides y usas. No más. Tan solo lo que necesitas para tu empresa lo que se ve reflejado en los gastos. Es posible aumentar o disminuir el tamaño contratado del servicio según la necesidad.
  • Reducción de costes. Evitamos con el cloud computing tener gastos por inversión en infraestructuras propias y su mantenimiento, además de la contratación por servicio más económica para las empresas.
  • Mayor productividad y disponibilidad. Permite el movimiento y acceso a los datos en tiempo real desde cualquier lugar y dispositivo solo con la necesidad de una contraseña. Aúna todo lo necesario en un sistema disponible con la menor latencia posible sin necesidad de ir a buscar el disco duro para realizar la copia o consultar cualquier informe. Además, mejora el rendimiento de los dispositivos ya que los libera de la carga de datos excesiva que suele hacerse en las empresas.
  • Mayor seguridad. Libera tus dispositivos y permite la recuperación de datos a través de los terceros con quienes se externalice el servicio. Garantizando copias automáticas realizadas por la nube, con los mejores sistemas de seguridad y gran redundancia.
  • Homogeneizar el funcionamiento de una compañía en todas sus infraestructuras. Facilita el trabajo conjunto digitalmente, es decir, entre personas que no tienen por qué estar cerca entre ellas. El acceso a la información se puede dar entre todas las infraestructuras de la compañía con lo que sirve para estandarizar, simplificar sus operaciones, reducir costes y problemas típicos de desplazamientos.
  • Servicio flexible y escalable, se adapta y amolda a las necesidades de empresas de todas las características sin perder calidad. Es más, como todo lo digital, evoluciona y puede variar para amoldarse a nuevas etapas o necesidades que vayan surgiendo con el tiempo.
  • Garantiza la continuidad de las operaciones, sistemas e información. Si se produjeran altercados en la empresa que pusiera en peligro la información, estaría asegurada mediante las copias de seguridad virtuales que se van realizando continuamente.
  • Cumplimiento con las normativas legales.

Tipos de sistemas de almacenamiento

Hay varias opciones para almacenar información virtual. Cada una de ellas tiene sus ventajas y desventajas, pero eso no quita que sean compatibles unas con otras. Y es que cuando hablamos de salvaguardar información, sobre todo de una empresa, toda medida de seguridad de información viene bien aprovecharla siempre que se pueda.

Como suele ocurrir en el mundo actual, nada es estático. Nada se mantiene durante demasiado tiempo. Siempre estamos tratando de mejorar y aprovechar nuevas oportunidades, satisfacer nuevas necesidades o abarcar más áreas. Los tres sistemas de almacenamiento principales son: Direct Attached Storage (DAS), Network Attached Storage (NAS) o Storage Area Network (SAN). Todo dependerá del presupuesto que dispongamos para destinarlo a ello, de la cantidad de datos a alojar, de las necesidades empresariales y de la calidad del servicio ofrecido.

El cloud computing es un ejemplo de SAN, pero como se trata de un servicio a largo plazo que asegura y evita múltiples problemas a un negocio, resulta rentable. Es una inversión, no un gasto.

Outsourcing o servicio propio

Ahora viene la gran pregunta que se hacen las empresas llegados a este punto. ¿Contrato servicios de almacenamiento cloud de terceros o invierto en infraestructura para tenerlos integrados en mi empresa?

Cualquier respuesta puede ser valida. Lo que si hemos comprobado desde GWC es que aunque pueda parecer más fácil la segunda opción, la construcción y mantenimiento de las instalaciones tecnológicas, el seguimiento, el reclutamiento o retención de personal cualificado y muchas otras variables pueden resultar difíciles para una empresa cuya actividad no sea esa expresamente.

Externalizar los servicios puede beneficiar a la estrategia de la empresa, considerando al Centro de Datos como un partner tecnológico. No solo por los usos expuestos antes, sino porque permite que se centre en su actividad exclusivamente, quitando el peso de la seguridad y acceso de la información.


En definitiva, las empresas se benefician de la virtualización, de la facilidad de acceso y guardado y de las ventajas del uso del cloud . Mejorando así la eficiencia y rendimiento de una empresa gracias a las facilidades que ofrece a la hora de trabajar. Dando, además, oportunidad a la gestión de datos, su análisis y a la implantación del Big Data. La seguridad ante un posible desastre de datos, por último, sería de los mayores beneficios, se gana en tranquilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top