Las 7 tendencias que harán a los CIO tener éxito en 2020

Si decimos que vivimos en un mundo conectado, nadie lo negaría. Podemos conocer historias de todas partes de mundo sin estar allí. Ir a lugares nuevos a los que conocer. Interactuar y conocer personas a distancia. Y mil cosas más. Todo esto es gracias a como han cambiado el mundo que conocíamos las tecnologías. Han cambiado todo eso pero también los puestos de trabajo y el cómo acceder a ellos, la seguridad, etc. Un claro ejemplo de cambio es el rol que ha adquirido el CIO, que buscará amoldarse a las tendencias de 2020 en cuestiones tecnológicas.

Si pensamos en las funciones y el papel del CIO hace unos años atrás, veríamos que es un puesto que ha cambiado mucho dentro de cualquier empresa. Ha ganado peso, funciones y, sobre todo, presión dentro de las organizaciones. Es el encargado de ayudar a los negocios a adaptarse al cambio y a las oportunidades que ofrece, a seguir integrado en este variable mundo sin quedarse estancado. Lo que le obliga a estar en continuo movimiento y reinventándose a diario. Por si fuera poco, también se pone en sus manos la confianza empresarial de cara a los públicos, ya que es el encargado de la seguridad y del avance.

A continuación explicamos las tendencias de 2020 que el CIO de una empresa debería replantearse si no lo ha hecho ya, y tener vigiladas si ha comenzado a trabajar en ellas.

Tendencias en la tecnología de la información para 2020

Soluciones y servicios cloud

Este es un tema que ya hemos tratado con anterioridad. Las ventajas y el valor que aporta el uso del Cloud a una organización es algo descomunal. Las tecnologías de la información, la forma de trabajo y la gestión de los datos son solo algunas de los temas beneficiados con esta herramienta. Los principales inconvenientes que paralizan el traslado a la nube es el miedo por la protección de datos y la seguridad en definitiva. Pero los mecanismos de seguridad, codificaciones, cifrados, entre otros son cada vez más minuciosos y efectivos.

Se estima que este 2020 se dará otro paso hacia la virtualización. Los propios centros de datos ya van en ese camino. Las inversiones en cloud crecen por momentos ya que permiten implementar otras tecnologías que van cogiendo cada vez más peso como lo es la Inteligencia Artificial, el Internet de las Cosas (IoT) o el propio Big Data sin elevar demasiado los costes de ello.

Automatización

Una vez hacemos uso del cloud para alojar en él todas las aplicaciones, redes y sistemas, toca automatizarlos. La nube tiene multitud de ventajas para homogeneizar y acortar procesos. Nos permite monitorizar, gestionar, integrar y automatizar sistemas, apps y redes. Esto agiliza la forma de trabajo de la organización permitiendo que se centre en otras acciones al quitarles grandes cargas de trabajo en los departamentos de tecnológicos.

La automatización consiste en usar sistemas software que reduzcan la acción humana, y por tanto, los posibles fallos o largos tiempos en tareas de los equipos continuas y repetitivas. Sustituir la automatización por las acciones manuales puede obstaculizar la innovación y crecimiento de una empresa, así como su eficiencia. Permite planificar, ejecutar, monitorizar rendimientos, revisar y solucionar problemas, como por ejemplo de aplicaciones, conectividad o funcionamientos.

Los datos

Todo se basa en los datos. Hoy día la mayor herramientas que tienen las empresas, precisamente, es la información.

De hecho, entre los perfiles más buscados por las empresas y de los más cotizados desde hace ya varios años se encuentran los puestos relacionados con el análisis y gestión de los datos y seguridad de la información.

Formación digital de los empleados

En una cuestión de avance tecnológico empresarial no podemos dejarnos atrás a nuestro capital humano. Son quienes llevan a delante la organización y en un mundo cada vez más implicado tecnológicamente no pueden quedarse atrás.

Mediante una formación interna o externa de los trabajadores podemos no solo mejorar la productividad, sino también la seguridad digital de la empresa, y la propia experiencia laboral de los empleados. Creando un ambiente más cómodo y fácil.

«XaaS» todo como servicio

Todo lo relacionado con las IT puede ofrecerse como servicio. Es un modelo que esta cogiendo cada vez más fuerza por que libera a las empresas de cargas, al igual que la automatización aunque son cargas de trabajo. Externalizar parcial o completamente ciertos servicios permite disfrutar de un trabajo más productivo, rápido y seguro.

El cloud es la gran solución que permite el as a service, ya que la mayoría de estos servicios están relacionados con ella. Por lo que estas soluciones, suelen requerir acceso a Internet. No solo permite la copia de datos (BaaS), aunque sea el servicio más demandado, también el uso de equipos y softwares (SaaS), plataformas (PaaS) y servidores (IaaS), por ejemplo.

Inteligencia artificial o aumentada

Mejorar la eficiencia de la empresa, la experiencia del cliente y el trabajo de los empleados mediante la inteligencia artificial. Aplicaciones cada vez más inteligentes, que mejoren y simplifiquen la gestión y la experiencia del cliente al permitir el mejor conocimiento sobre ellos.

Asistentes digitales, seguridad biométrica, el Internet de las Cosas (IoT), entre otros son los encargados en mejorar la productividad de una empresa y por tanto su posición en el mercado, calidad de los productos, reducción de los costes y los tiempos e incluso en la experiencia con los públicos.

Experiencia del cliente

Es un hecho que los CIOs están invirtiendo en digitalizar y virtualizar sus empresas. Esto no tiene un fin único, con ello buscan facilidades de trabajo, eficiencia, reducción de costes y, por supuesto, mejorar la experiencia del cliente.

Dentro de la estrategia usada para mejorar las experiencias que viven los consumidores con las marcas, cada vez se usan más la Inteligencia artificial o el Big Data. Es importante conocer al cliente o potenciales clientes y cómo acercarnos a ellos mediante los datos, pero también cómo mantenerlos a nuestro lado. Actualmente es cada vez más dificil y se tienen que hacer constantes y grandes esfuerzos de fidelización. Darles motivos para volver y sobre toso para quedarse.

Es por eso que la experiencia digital que da una empresa puede ser una capacidad decisoria en estos aspectos. El poder dejarles participar y que se sientan implicados, la interacción y por supuesto la seguridad.

Mayores preocupaciones

No solo interesa las tendencias que un CIO debe tener en cuenta para este 2020, también en que áreas deben tener mayor cuidado. Hay temas clave que a todo CIO le preocupa, y sobre los que debe trabajar para tener una correcta cultura y transformación digital en su empresa.

  • Gestión, análisis, control y protección de datos. Es la preocupación principal junto con la seguridad, ya que son el material de trabajo principal para conocer, acercarse e interactuar con el público.
  • Gestión de riesgos de seguridad y ciberseguridad. Es donde más esfuerzos destinan estos profesionales ya que cada vez crecen más los riesgos.
  • Atraer y retener trabajadores cualificados. Como se ha mencionado antes, llevan la vida de la empresa y son ellos quienes llevan a cabo día a día la transformación digital.
  • Innovación, cambios tecnológicos y transformación digital. Se lleva un ritmo de cambio muy rápido y es difícil seguirlo, no solo por los avances, sino también por la propia regulación.
  • Ecosistemas de terceros.
  • Reconstruir y fomentar la confianza empresarial. Temas de seguridad, transparencia, preocupación por los clientes y otros públicos de una empresa es imprescindible para una confianza y reputación empresarial plena.

Estas son tendencias para 2020 que la figura del CIO debe tener en cuenta y algunos de los puntos donde mayor atención se debe poner.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to top